8 razones para casarte si tienes hijos y aún lo has hecho

Dicen que lo que bien empieza bien acaba. Esta puede ser un motivo para formalizar tu relación de pareja. Sin embargo, existen otros razones para casarte si tienes hijos y aún no lo has hecho. Vamos a descubrir cuáles son.

Los beneficios legales del matrimonio

Siempre has querido una relación a largo plazo. De esas que rezan “hasta que la muerte nos separe”. Entonces, ¿por qué no te casas? Además, ya tienes hijos fruto de esa unión qué mejor motivo para celebrarlo.

El matrimonio es un compromiso que une a dos personas que desean formar juntas una familia. Vosotros ya tenéis familia y esa familia se merece una estabilidad. Algunas de las razones para casarte si tienes hijos es que conlleva los siguientes beneficios legales:

  1. Si tu pareja fallece no te verás del todo desprotegido/a, ya que te corresponderá una pensión por viudedad así como parte de la herencia. Esto será una gran ayuda para seguir dándole a tus hijos lo mejor.
  2. La declaración de la renta la podréis hacer conjunta, lo que supone un importante ahorro que os permitirá un desahogo económico.
  3. Los niños gozarán de un hogar en el que se sentirán protegidos. En caso de divorcio, los trámites de la pensión alimenticia son mucho más ágiles si la pareja está casada.

Razones para casarte si tienes hijos: otras ventajas

Siempre habéis deseado lo mejor para vuestros hijos. Pues, ¿por qué no dárselo? Los niños con padres casados crecen en un ambiente mucho más estable que les permite crecer de una forma más sana mentalmente.

Además, tener el ejemplo en casa siempre ayudará a vuestros pequeños a desarrollar una serie de valores que podrán poner en práctica de cara a su futuro. Los hijos de padres casados, por lo general, tienen una imagen mucho más igualitaria del hombre y de la mujer, ya que ambos están involucrados en su cuidado de forma mucho más comprometida.

Unidos legalmente seréis mucho más fuertes ante los golpes de la vida. Veréis el mundo con vuestros ojos y valoraréis a vuestra pareja como marido o mujer.

Por otro lado, hay estudios que revelan que una vida en matrimonio es una vida más larga. Las parejas casadas viven más. Los hombres casados, por ejemplo, tienen una tasa de mortalidad un 250 % más baja que los hombres solteros.

Por qué el matrimonio te hace feliz

Compartir tu vida con alguien es no viajar solo. Por este motivo, las parejas casadas son mucho más felices que las solteras. El matrimonio aporta unos lazos que otro tipo de relaciones no dan:

  • Los padres son mucho más responsables.
  • El poder adquisitivo es mayor.
  • La familia es lo primero en sus prioridades.
  • Los cónyuges son personas mucho más comprometidas con su trabajo.
  • El 40 % de las parejas son más felices estando casadas.

En definitiva, el matrimonio es un compromiso de amor y amistad con el que compartir también con los hijos. Ellos podrán ser los testigos de tu boda.

Dejar un comentario

no estamos casados y tenemos hijosLas tres maneras de casarse